Mi amiga Carmen me envía ésto:

| 27 nov. 2010

ANDALUCES HARTOS DE……..



Estoy harto. Tan harto que ya no sé si decirlo, escribirlo, gritarlo, o ponerlo con hache intercalada.

Harto de que a los andaluces se nos etiquete de vagos, sin criterio, apesebrados, subsidiados o incultos.

Harto de que se nos asocie únicamente con el flamenco, la juerga, los toros y el vino.

Harto de Loperas y musho-beti, de cuentachistes, de famosillos de tercera división, de Malayas y Faletes.

Harto de ver en las series de televisión los papeles de criada analfabeta o tontito con acento andaluz (¿y ningún presentador de informativo con nuestro acento?).

Harto de ver programas de zapping con el patético programa de Juan y Medio mofándose de nuestros ancianos en busca de pareja, dando la imagen de personajes grotescos.

Harto de nuestra imagen de sociedad subsidiada, cateta y sin criterio. Cansado de que se menosprecie nuestro acento.

Harto de ver políticos q no merecemos, de medio pelo, sin experiencia, que están donde están, llevándose lo q pueden, dando la nota, por ser quienes son, hijos de , amigos de, y con su tremenda falta de formación, y experiencia, peleando pq están encausados, imputados, por quizá haberse llevado parte de lo q obligatoriamente se nos detrae cada mes del sueldo, fruto de nuestro trabajo, de nuestro esfuerzo.

Harto de ver andaluces que únicamente triunfan en el programa de Patricia, Gran Hermano y similares.

Harto de Jesulín, de Pozi, de Pantojas y Jurados. Harto del risitas y el peíto, de Romerías del Rocío y Feria de Abril.

Harto de la duquesa de Alba (a la que hicieron hija predilecta de esta tierra, tócate los pirindolos), de su hija, de sus hijos, de su yerno y sus trajes de flamenca.

Harto de toreros que se lían con unas y otras, de botijo y la pandereta.

Harto, cansado, hastiado, aburrido me tienen.

Ojalá alguna vez los medios se acuerden de los millones de andaluces que se levantan cada mañana para levantar esto, o de nuestros padres y abuelos que emigraron hace décadas a Suiza, Cataluña y País Vasco para trabajar donde nadie quería.

Ojalá quien habla de nuestra incultura se acuerde de Séneca, Maimónides, Averroes, Góngora, Bécquer, Alexandre, Lorca, Juan Ramón Jiménez, Machado, Falla, Picasso, Velázquez, Murillo, Luis Rojas Marcos,

Ojalá se acuerden de que hablamos con acento andaluz personas con unas ganas inmensas, que dedicaron muchos años a su trabajo seriamente y a su formación, y hoy son empresarios, abogados, marineros, médicos, albañiles, arquitectos, camareros, taxistas, prostitutas, jueces, enfermeras, policías, obreros, agricultores, .......se acuerden de millones de personas que se parten los cuernos cada día desde Palos hasta el Cabo de Gata, millones de andaluces que siguen haciendo Andalucía más allá de Despeñaperros…


Espero que a las visitas a la bitácora les dé para pensar un ratillo...

8 comentarios:

¡Ahí te han "dao"! dijo...

Estoy de acuerdo con tu amiga Carmen. Yo también estoy harto de imbéciles superficiales a los que lamentablemente tener que darles muchas veces la razón.
Saludos.

Ángel dijo...

El miércoles pasado asistí a una larga sesión de "cuentachistes" que, en teoría, deberían haber sido jornadas educativas en competencias.

Pepa dijo...

Ciértamente el ponente era un "showman" con toque gadita, pero por lo que he leído (y me cuentan) hace un trabajo estupendo con los centros que quieren trabajar las competencias básicas. Aunque de la primera sesión no se pudieron sacar demasiadas conclusiones, creo que llamarla sesión de "cuentachistes" es excesivo.

Ángel dijo...

De su estupendo trabajo en los centros no puedo hablar porque aún no ha venido al nuestro (seguramente será como dices). En cuanto a la charla del otro día, "excesivo" fue dedicar tres horas (bueno, dos horas, porque entre pitos y flautas -café y demás- se quedó en dos horas) a una introducción al tema que se podía haber despachado en media horita; pero, claro, hay que alargar las jornadas hasta los tres días de los que consta; no me importa que el ponente sea gracioso y cuente chistes, pero lo que más valoro es lo que me aportan unas charlas, y ésta, su aportación fue nula. En todo caso, Pepa, cada uno tiene su propio prisma para ver y valorar la realidad, ni mejor, ni peor. Saludos.

Manuel dijo...

Yo, quizá por llevar unos cuantos años dedicado a la secundaria en centros sin bachillerato ni post-obligatoria, puede que esté contagiado del virus ESOista... Un sesudo especialista a las cinco de la tarde me suelta sin anestesia una tesis ex cátedra, y me duermo. Un chouman gadita me despierta a mí, lo primero y después mi curiosidad, hasta el punto de reincidir al día siguiente... No creo que sea masoquista. Parto de mi ignorancia y le doy un voto de confianza, (He perdido muchas tardes rodeado de "imbéciles superficiales", como yo, sin aclararme de mucho). Al día siguiente las dos horas aprovechables de la tarde me dieron un par de detalles que no había ni soñado inferir de largas horas de lectura de indigestos textos enlazados en las aulas virtuales, las redes sociales de los esforzados de la tiza, ni en los ggtt(2) de los ultimos dos años al lado de bienintencionados y serios compañeros. Yo estoy satisfecho por ello.
Como dices, Angel, depende del color del cristal con que se mira. El mío debe ser rosa. Por cierto, Campoamor me resulta hortera, pero ahí estuvo acertado, no desde el punto de vista estético, que me resulta paleto y sin sustancia. Ese quizá sea otro debate...
Saludos y abrazos.

¡Ahí te han "dao"! dijo...

Bueno, no pretendo entrar en esta disensión ya que ni estuve ni se me esperaba. Pero me ha parecido entender cierta alusión en el comentario de Manuel por el término "imbéciles superficiales" que yo empleé en esta entrada, más si cabe por el resaltado de las comillas. Si es así, nada más lejos de mi intención, Manuel. Veo que te atribuyes esta condición y, aunque no te conozco, por lo que leo entre teclas, no te pareces ni mucho menos a uno de esos que yo llamo imbéciles superficiales. Quise exprersar con eso que siempre hay catetos de campanario que se quedan en los estereortipos y hacen gala de eso y aunque abomino de ellos, a veces ves a tipos o actitudes por ahí que coinciden con esa imagen siempre distorsionada y no hay más remedio que darles la razón. En definitiva, miremos la esencia, no la apariencia ni la partida de nacimiento.
Saludos a todos.

Manuel dijo...

Ahí te han dao... No llevaba ninguna intención la alusión a tu comentario más allá de encontrarse en el mismo medio. Por cierto, lo de paleto de campanario, también me ha gustado... Esto no lo había oído nunca. Me la pido, citaré origen para que no me reclames copy right. Disculpa si te han inquietado mis comentarios. Saludos

¡Ahí te han "dao"! dijo...

Las cosas como son, cuando utilices el término debes citar a Unamuno que fue el que utilizó el término "de campanario" aplicado al nacionalismo, refiriéndose a ese nacionalismo apegado al terruño, (sin)sentido último de cualquier naconalismo. Un ejemplo (ruego encarecidamente un vistazo):

http://www.radiotelevisionandalucia.es/tvcarta/impe/web/contenido?id=7290

http://www.youtube.com/watch?v=cbo9Od5eJbo

Saludos y feliz puente.